Paris, Roma, Londres, Lisboa, Venecia, Génova, Italia, Bruselas

lunes, 21 de octubre de 2013

Quartier Latin: el Pantheon, un asesinato en una iglesia, jardines, mezquitas y bouquinistes.



 La Place du Panthéon fue concebida por Soufflot como la desembocadura natural de la iglesia en la calle que se prolonga hasta los Jardines de Luxemburgo. Está rodeada de edificios clásicos; en la esquina sur se encuentra la Junta del distrito V, en la norte, junto a la rue de Cujas, está la facultad de derecho, construida en parte por Soufflot y acabada en 1822.
Desde el Boul'Mich tomando la Rue Soufflot nos hallaremos frente a la imponente fachada del lugar de descanso de los más grandes hombres de la historia de Francia (a excepción de Napoleón que no está aquí sino que tal y como se merecía por su "Grandeur" está junto a otros grandes militares franceses en el Hôtel des Invalides.

« Panthéon 1792 » par Pierre-Antoine de Machy — Image téléchargée du site de Galiica le 19 aût 2005. Sous licence Domaine public via Wikimedia Commons - https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Panth%C3%A9on_1792.jpg#/media/File:Panth%C3%A9on_1792.jpg
El Panthéon se alza en la misma cima de la Montagne Ste. Geneviève. Construido en forma de cruz griega con una cúpula en la intersección y un enorme pórtico con columnas corintias. Su origen se remonta a la promesa de Luis XV de reconstruir la vieja iglesia de Santa Genoveva, como señal de agradecimiento por su curación tras la grave enfermedad que padeció durante el asedio de Metz en 1744, ante la escasez de dinero par realizar la obra se organizaron loterías públicas para recaudar fondos y poder llevarla a buen término.
« Pantheon wider centered » par Jean-Pierre Lavoie (Jplavoie) — image:Pantheon_wider.jpg. Sous licence CC BY-SA 3.0 via Wikimedia Commons - https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Pantheon_wider_centered.jpg#/media/File:Pantheon_wider_centered.jpg



La reconstrucción corrió a cargo de Soufflot, que ambicionaba aunar la ligereza de la arquitectura gótica con la magnificencia de la arquitectura griega. Se inspiró para la construcción del pórtico con columnas sobre el que descansa el friso en el Panteón de Agripa de Roma, y para la cúpula copió la de la Catedral de San Pablo de Londres. Si os fijáis en la cúpula, no os recuerda a otro edificio sumamente importante que está al otro lado del Atlántico, en Washington, allí está el Capitolio, cuya cúpula se inspiró en la del Panthéon. 

Estaba pensado como un santuario más magnífico, que la vieja abadía que se alzaba en ese mismo lugar. Las obras ya estaban avanzadas cuando murió Soufflot, en 1780, y fueron concluidas por Rondelet. Apenas habían sido acabadas las obras, cuando en 1791 la Asamblea Constituyente decidió incluir en la iglesia una necrópolis para albergar a los grandes hombres de la patria. En un principio Mirabeau, Voltaire, Rousseau y Marat fueron los elegidos como huéspedes. Para ello se eliminaron los atributos religiosos y se tapiaron las 42 ventanas para acentuar de esta manera su efecto sepulcral. En el frontispicio está grabada la inscripción "Aux grands hommes la patrie reconaissante" (a los grandes hombres, la patria agradecida). A parte de los anteriormente mencionados también encontramos a Marie Curie, Louis Braille, Victor Hugo, Zola... y otros muchos.
En 1806 Napoleón devuelve a la iglesia el culto religioso m manteniéndolo también como Panteón. En 1831 Luís Felipe la transforma de nuevo en panteón. Veinte años después Napoleón III la convierte de nuevo en iglesia y en 1885 se trasladan allí los restos mortales de Victor Hugo en una grandiosa ceremonia nacional.
Victor Hugo falleció el 22 de mayo de 1885 en su casa, y pidió que se le trasladase al cementerio en un coche fúnebre como lo hacían los más desfavorecidos, sus "miserables", ante la consternación de la gente, en los días que siguieron a su muerte, el gobierno francés decidió homenajear por primera vez en la historia de Francia a un hombre llano con honores de noble. Por ello, fue el primero que pese a no ser miembro del clero, el ejército o la nobleza, fue enterrado en el Panteón. Durante toda la coche anterior al 1 de junio de 1885, la lluvia no hizo desistir que cientos de miles de personas se fueran reuniendo a lo largo del recorrido por donde se tenía previsto que pasase el séquito hasta llegar al Panteón. El deseo del escritor de ser trasladado en un coche sencillo fue cumplido, pero eso no evitó que su cuerpo fuera velado durante tres días bajo el Arco de Triunfo, el monumento había sido decorado para la ocasión por Chalgrin (amigo del difunto) con un gran crespón negro. A primera hora de la mañana, y tras seis oraciones bajo el mismo Arco de Triunfo, el largo funeral comenzó. Estaban representantes del gobierno, grandes personalidades francesas y varios embajadores de países europeos. Durante el largo camino, el séquito fúnebre pasó ante más de dos millones de personas que estaban a pie de calle, e incluso en balcones (que se alquilaron por bastantes francos, los que más rendimiento sacaron fueron los balcones de los Campos Elíseos. A su llegada al Panteón, Victor Hugo fue sepultado en la misma cripta donde está Alexandre Dumas (esta cubierto por un manto de terciopelo azul en el que está escrito el lema de los Mosqueteros "un pour tous, et tous pour un"), y Emile Zola.
En el centro del Panteón se encuentra situado el Péndulo de Foucault (no es el original), debido a la gran altura del edificio el mismo Foucault decidió usarlo para demostrar la rotación de la Tierra y la existencia de la fuerza de Coriolis.    Como anécdota os diré que Luís XVIII ante la proposición que le hicieron para retirar a Voltaire del Panteón cuando éste se convirtió por un tiempo en iglesia, el rey dijo: "dejadlo, castigo suficiente para él, es tener que oír misa todos los días".

« Paris 5e - église Saint-Etienne-du-Mont 1 » par Ordifana75 — Travail personnel. Sous licence CC BY-SA 3.0 via Wikimedia Commons - https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Paris_5e_-_%C3%A9glise_Saint-Etienne-du-Mont_1.jpg#/media/File:Paris_5e_-_%C3%A9glise_Saint-Etienne-du-Mont_1.jpg

Después de la visita al Panteón podemos acercarnos a la Iglesia de Saint Etienne du Mont, una de las iglesias más bellas de París. Está dedicada a Santa Genoveva, patrona de la ciudad. Consta de cinco naves y fue edificada sobre una antigua abadía construida por Clovis. Está fechada en el siglo XIII, aunque el ábside es del XV, el transepto del XVI. Es una curiosa iglesia en que se mezclan diferentes estilos que desafían las reglas de la pureza arquitectónica. El curioso aspecto de la fachada la hace especial, pues tiene tres frontones, uno encima de otro, combinando motivos clásicos con el enorme rosetón gótico clavado en el centro. Los tres frontones tienen diferente forma geométrica, el primero es triangular, el segundo en forma de arco, y el tercero en forma de aguilón como el de la antigua iglesia. Como se puede ver en la foto, el campanario es igual de ecléctico, se empezó en un estilo medieval y acabó siendo rematado con una cúpula renacentista y una bóveda flamígera. 

« Paris (75), église Saint-Étienne-du-Mont, chœur, côté nord 5 » par P.poschadel — Travail personnel. Sous licence CC BY-SA 3.0 via Wikimedia Commons - https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Paris_(75),_%C3%A9glise_Saint-%C3%89tienne-du-Mont,_ch%C5%93ur,_c%C3%B4t%C3%A9_nord_5.jpg#/media/File:Paris_(75),_%C3%A9glise_Saint-%C3%89tienne-du-Mont,_ch%C5%93ur,_c%C3%B4t%C3%A9_nord_5.jpg
Pero tal vez lo que llama más la atención es la Galeria de San Esteban del Monte, esta galería es una especie de tribuna formada por un corredor transversal entre la nave y el coro, donde se leían las epístolas. En francés a esta galería se la conoce como Jubé. Es la única iglesia de París que aún lo tiene pues la mayoría fueron demolidas la mayoría durante la Contrarreforma. También es una de las últimas iglesias góticas de la ciudad y a la vez una de las primeras con influencia renacentista. El sarcófago de piedra que alberga el cuerpo de Santa Genoveva está en su interior, en la Capilla de Santa Genoveva, creada posteriormente, en 1803. Contiene la piedra sobre la que descansó el cuerpo de la santa en la antigua abadía que llevaba su nombre, antes de que sus restos fueran destruidos durante la revolución. Actualmente todo lo que queda de la santa es uno de sus huesos que conservan en un relicario. Destaca el claustro de los dos campo santos, donde reposan el escritor Racine y el matemático Blaise Pascal. 
« Paris (75), église Saint-Étienne-du-Mont, croisée, vue vers le collatéral sud du chœur » par P.poschadel — Travail personnel. Sous licence CC BY-SA 3.0 via Wikimedia Commons - https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Paris_(75),_%C3%A9glise_Saint-%C3%89tienne-du-Mont,_crois%C3%A9e,_vue_vers_le_collat%C3%A9ral_sud_du_ch%C5%93ur.jpg#/media/File:Paris_(75),_%C3%A9glise_Saint-%C3%89tienne-du-Mont,_crois%C3%A9e,_vue_vers_le_collat%C3%A9ral_sud_du_ch%C5%93ur.jpg

Cerca de la entrada, a la derecha del coro de la capilla, hay una losa de mármol que marca el lugar exacto donde el arzobispo de París fue acuchillado y muerto en 1857, un sacerdote privado de sus hábitos. Todo sucedió un sábado 3 de enero de 1857, el arzobispo de París Marie-Dominique-Auguste Sibour estaba dispuesto a oficiar una misa, de pronto un sacerdote de unos 30 años de edad, (que tenía una reputación de pendenciero y problemático entre los eclesiásticos de París) aprovechando la penumbra de la iglesia se abalanza contra el arzobispo y le clava un par de cuchilladas en el pecho. El asesino Verger, había sido puesto bajo una interdicción oficial por predicar contra la polémica nueva doctrina de la  Inmaculada Concepción, además estaba en contra del celibato para el clero. Lo detuvieron y el juicio se  celebró 15 días después, el 17 de enero es condenado a muerte. Está convencido de que el emperador Napoleón III lo indultará, pero no será así al final el 30 de enero sera ejecutado en la prisión de La Roquette. No creáis que ser arzobispo en París fuese un gran trabajo por aquella época, la verdad es que era algo peligroso, el arzobispo acuchillado subió al cargo porque el anterior también fue asesinado durante la revolución de 1848 al ser tomado como rehén por la Comuna de París, y acabó ejecutado por sus captores cuando el gobierno nacional invadió la ciudad.


« Façade de la Bibliothèque Sainte-Geneviève, sud-est » par Priscille Leroy — Travail personnel. Sous licence CC BY-SA 4.0 via Wikimedia Commons - https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Fa%C3%A7ade_de_la_Biblioth%C3%A8que_Sainte-Genevi%C3%A8ve,_sud-est.JPG#/media/File:Fa%C3%A7ade_de_la_Biblioth%C3%A8que_Sainte-Genevi%C3%A8ve,_sud-est.JPG
Esta iglesia os será familiar si habéis visto la película Midnight in Paris, de Woody Allen, aparece varias veces en el film, es donde Owen Wilson espera a que lo recoja el coche que lo llevará a disfrutar de la noche parisina junto a Hemingway, Scott Fitzgerald...
A la izquierda de la iglesia encontramos la Bibliothèque Sainte Geneviève, un edificio construido por Labrouste en 1844, de corte neoclásico pero utilizando materiales del siglo XIX como el hierro y la fundición, resistentes e incombustibles, además de baratos que permiten combinar la ligereza arquitectónica con una decoración rica y abundante. Contiene cerca de 3 millones de volúmenes.

By LPLT (Own work) [GFDL (http://www.gnu.org/copyleft/fdl.html) or CC BY-SA 4.0-3.0-2.5-2.0-1.0 (http://creativecommons.org/licenses/by-sa/4.0-3.0-2.5-2.0-1.0)], via Wikimedia Commons
Tomando la Rue de Monge hacia el sur, a la derecha podemos contemplar la Arènes de Lutece, un anfiteatro romano. Fueron descubiertas por casualidad durante la construcción de la calle Monge en 1869. Este anfiteatro tenía una capacidad para 17000 espectadores, con asientos individuales en los que estaban grabados los nombres de los titulares de los abonos. La inclinación del terreno permitió construir en la pendiente natural de la colina, dos tercios de las 35 gradas (sólo han sido restauradas la 6 primeras filas); los tramos más altos, hacia el exterior, reposan sobre una construcción similar al anfiteatro de Nîmes, con ventanas en forma de arco de medio punto separadas por columnas que soportan una cornisa. El escenario estaba ricamente decorado, con dos entradas laterales, y en él habían representaciones teatrales y combates, para EL jardín una idea media tanto como el Coliseo de Roma, ahora parece mentira su grandiosidad y no es extraño ver algunos jubilados parisinos jugar a "les boules" la petanca en las arenas.
Al otro lado de los restos romanos, si vamos hacia el río, está el Jardín des Plantes. El jardín botánico de la ciudad. Fue inaugurado en 1560, concebido como un vivero de plantas medicinales reservadas para la curación del rey, todo explorador o misionero que regresaba a la ciudad, traía consigo unas cuantas semillas a fin de lograrlos favores reales. En esta zona también se encuentra el Zoo. Fuera de la verja del Jardín des plantes, podemos observar la elegancia en blanco y verde de la Mosquee de París. Esta mezquita, inspirada en la de la ciudad de Fez, fue construida en 1922 para conmemorarla participación norte africana en la Primera Guerra Mundial. Además de la zona para el culto, hay una biblioteca, restaurantes y un salón de té, además de unos jardines muy bellos. Cerca de la mezquita está el Institut du Monde Arabe, uno de los numerosos proyectos faraónicos de François Miterrand, un palacio de nueve plantas, construido en aluminio, vidrio y hormigón con los fondos aportados por más de veinte países árabes y el gobierno francés (no os perdáis las maravillosas vistas desde la terraza).

Uno de los mejores mensajes que he visto, en el muro del IMA.
Si ahora cogemos el Quai de la Tournelle, en dirección a Nôtre Dame, y giramos a la izquierda por la rue Cardinal Lemoine, llegaremos a uno de los restaurantes más caros y de postín del "tout París" además de ser el más antiguo de la ciudad, la Tour d'Argent donde el menú que lleva el mismo nombre sale por unos 200 euros, bebidas y propinas a parte. Algo más económico es el menú para el almuerzo, sólo 85 euros también sin bebidas. Claro que poder cenar o comer en un lugar como éste, y con unas vistas a la Catedral de Nôtre Dame no tiene precio... para todo lo demás Mastercard!...

Después de una buena comida lo mejor que podemos hacer es un paseo tranquilo, y que puede ser mejor que hacerlo con unas vistas magníficas desde el muelle del Quai de Tournelle, con el fluir relajante del río podemos contemplar al atardecer una de las vistas más hermosas de la catedral de Nôtre Dame. La parte trasera de la catedral, también es espectacular, al igual que la Île Saint-Louis tan tranquila y reposada. Para los que les guste sumergirse entre libros, postales y ejercer de parisino puede pasear por el mismo Quai de Tournelle, lleno de "bouquinistes"

Los "bouquinistes" son Patrimonio de la Humanidad, en principio sólo deberían vender libros antiguos, o modernos, litografías, acuarelas, postales...etc pero muchos de ellos viendo que los que más pasan por delante de sus puestos son turistas que no leen en francés, han empezado a vender souvenirs pues dicen que sólo con los libros no pueden ganarse la vida. Desde 2009 el ayuntamiento los va controlando para que no se desmadre el tema y acaben siendo tiendas de recuerdos. Eso mismo ha ocurrido en las paradas de flores de la Rambla de Barcelona, que durante unos años han estado vendiendo recuerdos e imanes a los turistas que paseaban por La Ramblas, hasta que el ayuntamiento ha puesto mano dura y ha entrado en litigio con los vendedores prohibiendo la venta de todo lo que no sea flores o plantas... personalmente entiendo a ambas partes, el ayuntamiento no quiere que se pierda la esencia de estos puestos de flores, pero en un entorno de crisis como la que llevamos desde el 2008 es difícil que los vendedores no intenten sobrevivir vendiendo imanes y souvenirs, hay que tener en cuenta que pocos turistas son los que compran flores o plantas pues suelen estar de paso. En el mapa de arriba podéis ver donde están ubicados, eso sí, no os plantéis a las 8 de la mañana para verlos porque suelen abrir sobre las 11:30 h de la mañana y siempre que el tiempo lo permita.